Viaducto Mitre: reabrió al tránsito Monroe, la segunda de las ocho calles que ya no tendrá barreras

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, participó hoy de la reapertura sin barreras de la calle Monroe, en el barrio de Belgrano, que había sido cerrada por las obras del Viaducto Mitre, una obra de ingeniería de 3,9 kilómetros que permitirá que los vecinos ahorren hasta unos 20 minutos de viaje.

«Esto es tiempo libre para los vecinos, quienes antes podían esperar en una barrera 15, 20 minutos para que pasara el tren» (Horacio Rodríguez Larreta).

Como parte del proyecto, la Ciudad también quitó la semana pasada la barrera de la calle Blanco Encalada, que fue la primera de las ocho (Blanco Encalada, Monroe, Olleros, La Pampa, Sucre, Juramento, Mendoza y Olazábal) que se eliminarán por la construcción del viaducto. También se abrirán cuatro calles (Echeverría, Roosevelt, Virrey del Pino y José Hernández).

«La obra mejora el barrio, le da circulación y le da vida, ya que generalmente las zonas aledañas a las vías del tren son zonas degradadas en la Ciudad, con lo cual también estos trabajos ayudarán a levantar el comercio».

Además, indicó que «también se gana en seguridad», y argumentó: «Un accidente en una barrera es un accidente fatal».