Riquelme bajó al equipo de Boca Juniors del autobús y convocó una reunión de urgencia

¿Por qué Riquelme bajó a los jugadores del micro?

Riquelme bajó al equipo de Boca Juniors del autobús y convocó una reunión de urgencia: «Fui a darles las gracias».

El vicepresidente apareció en el autobús y unos segundos después todos los jugadores volvieron al vestuario. Después de diez minutos salieron del vestuario y volvieron al autobús.
Uno a uno, todos los jugadores de Boca Juniors, que ya estaban en el autobús situado en la puerta de la Bombonera, se retiraron tras la derrota ante Gimnasia. Antes, el vicepresidente Juan Román Riquelme había entrado a la fuerza en el vehículo, y minutos después la imagen se hizo viral: después de que el ídolo entrara en el autobús, los jugadores lo abandonaron para volver al vestuario.

«Los saludé… Me encanta el fútbol y ellos perdieron muchos goles en el segundo tiempo, jugaron un gran segundo tiempo. Estaba claro desde el principio que el balón no iba a caer en la red. Fue despejado de la línea más de una vez. El portero tapó un balón increíble de Almendra. Cuando Almendra remató al poste en el primer tiempo y Medina falló un tiro libre, dije: adiós, hoy será un día complicado», se disculpó Riquelme ante los medios de comunicación al salir del estadio. Y añadió: «El primer tiempo no fue bueno, el segundo fue lo que queríamos. Estamos muy agradecidos a los aficionados por el cariño que nos muestran, por el apoyo que nos dan. Espero que tengamos más tiempo en la segunda parte».

El partido de hoy

Preguntado específicamente por el partido, dijo: «¿Hoy? Hoy he ido a dar las gracias a los chicos porque han hecho un gran esfuerzo. Me gusta mucho este club, pero llevamos mucho tiempo en esta situación. Empezamos con los partidos contra el Mineiro, volvimos de Brasil, nos encerraron en un hotel. No nos dieron muchas oportunidades de jugar en el torneo porque nos hicieron jugar con los chicos. Tuvimos que correr detrás desde el principio.

«Voy a ser sincero: hace seis o siete semanas, uno miraba eso y veía que era complicado estar en el complejo. Delante de nosotros estaban Racing, Independiente, Estudiantes y Lanús. Hoy, todo depende de nosotros. Estamos por encima de todos y con Lanús estamos casi al mismo nivel. Los chicos están haciendo un gran esfuerzo y, en mi opinión, lo están haciendo bien. Espero que lo que hicimos en la segunda parte lo podamos hacer durante mucho tiempo.

Boca sufrió una dolorosa derrota ante Gimnasia de La Plata en la Bombonera en la 19ª jornada de la Liga Profesional y su objetivo ya no es alcanzar al líder River, que tiene 12 puntos y un partido menos, sino luchar por la clasificación para la próxima Copa Libertadores en la clasificación anual. Hoy en día, eso parece ser un objetivo complejo…..

«Sabemos lo que significa la Copa Libertadores para nosotros. Tenemos la obligación de clasificarnos a través de la Copa Argentina o a través del torneo de la próxima Libertadores. Tenemos una final el miércoles». – Advirtió ante los micrófonos.

Conferencia de prensa

El equipo dirigido por Sebastián Battaglia, que no ofreció conferencia de prensa, afrontará un tenso duelo en la semifinal de la Copa Argentina contra Argentinos Juniors el miércoles 3 de noviembre (a partir de las 21:10 horas). «Todos los partidos son complicados. Todos estos partidos son importantes para nosotros. Representamos a nuestro club. Nos enfrentamos a un equipo que lucha y corre mucho. No quieren darnos nada. Si queremos estar en la final, tendremos que hacer lo que hicimos en la segunda parte». – Román analizó el choque de la Copa Argentina.

Al mismo tiempo, dijo que «siempre habla» con el entrenador y señaló que está «contento». «Está en su club, la gente le quiere, nosotros también. Está cumpliendo un sueño que ha tenido toda su vida. Quiso ser futbolista, después de su retiro tuvo la despedida que se merecía y ahora está dirigiendo nuestro club», dijo sobre el entrenador en una improvisada conferencia transmitida por Radio Rivadavia en horas de la madrugada.

El contexto es delicado, ya que sufrieron su segunda derrota consecutiva tras caer ante Vélez en el José Amalfitani la semana pasada y recordando que venían de perder un derbi ante River a principios de mes: «El equipo estaba muy cansado tras el partido contra Vélez. Yo era futbolista. Entiendo que la afición es fanática y que queremos ganar 4-0 cada partido, pero tengo que pensar como un futbolista y no es fácil jugar cada tres días. Más aún cuando empiezas el curso y recibes una bofetada en la cara como la que recibimos en la Libertadores. Estábamos muy ilusionados con esta Copa. No nos han dejado respirar esta legislatura, esa es la verdad.

¡Dejá tu comentario!

* Todos los datos son requeridos (el email no se publicará).